Elige un ángulo para afilar tu cuchillo. Si ya sabes el ángulo en el que tu cuchillo se afila, probablemente quieras afilarlo en este ángulo de nuevo. Afilar en ángulos diferentes tomará más tiempo y te llevará varias pasadas antes de que los ángulos ásperos se suavicen.

Si no sabes el ángulo actual, consulta con el fabricante de tu cuchillo o pregunta en una tienda con conocimientos de cuchillos para determinar cuál ángulo es el apropiado para tu cuchillo.

Si debes tomar una decisión, escoge un ángulo de 10º-30º por lado. Ángulos menos profundos hacen un borde más afilado que no duran demasiado. Los ángulos más pronunciados son más durables, así que 17º-20º es un buen compromiso entre ambos extremos.